Perlas político/sociales (II)

Más perlas político/sociales… [pincha aquí para leer el artículo anterior «Perlas político/sociales» (I)]

6️⃣ CATALUÑA SELECCIONA VACUNADOS

Leo y veo en los medios de comunicación la actuación de la Generalitat respecto a la discriminación que han sufrido agentes de Policía Nacional y de la Guardia Civil, tema al que he hecho referencia en el punto 2. del artículo anterior. Si incido en el tema es porque, después de publicado, acabo de escuchar al ministro de Interior, Sr. Grande- Marlaska que, en el fondo, se trata de una disfunción…. Tal cuál. Para disfunción las actuaciones del protagonista, y me voy a parar aquí porque, aunque hay libertad de expresión, me estoy refiriendo al ministro que más nos controla directamente.

7️⃣ TRES PROYECTILES (en momento oportuno)

Tres políticos (de izquierda a extrema izquierda), reciben unos anónimos con un proyectil, justo en período electoral. ¿Casualidad? ¡Vale!… Reciben cartascon proyectiles que no han detectado en los ¿controles? de Correos; pero, desde la libertad de opinión, permítaseme un mínimo de duda ..; pero vale! ¿Se trata de una amenaza real? Pues que se investigue y prisión permanente revisable para el responsable: por delincuente y por descerebrado. ¿Es suficiente condena por mi parte? Dicho esto, hubiera aceptado, apoyado, comprendido un gesto de protesta de cualquiera menos de quien lo ha protagonizado: Pablo Iglesias.    Revisar la conducta de este ofendido durante décadas, no me genera la más mínima comprensión ni empatía.  Lo digo, como lo siento. Además, creeré la veracidad de la amenaza cuando conozca el resultado de la investigación.

8️⃣ EL GÉNERO GRAMATICAL

Recuerdo perfectamente cuando hace décadas empezó a generalizarse (más bien imponerse), la diferenciación en el género gramatical: En aquella época se centraba en el masculino, femenino y un plural ambivalente (ahora parece que intentan implantar alguno más). Educado en construcciones gramaticales en las que el género se sobreentendía, cuanto más se utilizaba la separación, más incómodo me sentía. Lo explico: “si en el patio estaban jugando los niñosmi coeficiente intelectual entendía perfectamente que estaban niños y niñas; pero fue a partir de la implantación obligatoria de los nuevos usos, cuando empecé a percibir la discriminación (y me autocensuraba) si, al hablar con alguien, no lo hacía con arreglo a esa nueva costumbre: “Los profesores y profesoras de la escuela se habían reunido con los padres y madres para indicarles que, de acuerdo con los directivos y las directivas del centro, los niños y niñas siempre jugarían juntos en el patio”. Ahora, con los gobernantes de turno, el modelo se nos ha quedado anticuado … omito reintentar escribir la frase con la nueva modalidad de Irene Montero. Desde mi libertad de opinión, afirmo que no tenemos espacio para más tontos subvencionados.

9️⃣ VIOLENCIA SIN ADJETIVOS

Sé que en este tema no coincido con una parte de la sociedad: discrepo de adjetivar la violencia física. La violencia física es violencia, que en general la ejerce quien sea más fuerte sobre el más débil. La pueden ejercer los hombres en contra de las mujeres (familiares o no) … mujeres contra mujeres o contra hombres,… gais contra gais; se ejerce contra los niños (niñas, niñes), contra los mayores; en los colegios, la ejercen los más fuertes respecto a los más débiles…; la ejercen seres desalmados sobre personas indefensas. Insisto, para mí la violencia física es violencia que no debería adjetivarse… sería suficiente que fuera castigada -sin separación de colectivos- contemplando circunstancias y consecuencias.

El otro tipo de violencia, la psíquica, emocional, laboral, … también existe, pero discrepo de adjetivarla por género. Es más compleja por la dificultad de la prueba y la presunción de inocencia. Por cierto: Hoy, ahora, hay medios de comunicación que se autoasignan el liderazgo en la persecución del maltrato físico/emocional, y  sobre este último (liderazgo y medio de comunicación) voy a opinar:  Si yo tuviera que explicar en qué consiste la violencia laboral, emocional, incluso la presión sexual, proyectaría cualquier capítulo de alguno de los programas de la cadena televisiva (Tele 5) que ha querido convertirse en abanderados de este tema: presionan a los comentaristas, reprimen las opiniones, realizan insinuaciones (hasta implícitas presiones) sexuales en todos y cada uno de los capítulos…, al tiempo que hacen proselitismo político siempre que pueden: Resulta enternecedora la foto de Gabilondo junto a J.J. Vázquez; uno llega a comprender el engrase económico que el Gobierno dedica a sus afines. Lo esencial: como se trata de rojos y maric… (como el presentador se autodefine), nada de lo que dicen y hacen puede ser cuestionado: seríamos fascistas, sin más.

🔟 (Sí es Sí) es a (No es No), como el (Silencio) es a (X)

Me imagino que el titular orienta al lector sobre la reflexión que voy a hacer. Tenemos unos gobernantes que legislan exigiendo la expresa conformidad a la práctica sexual que ejerzan las parejas (excluyo a los tríos -o más- porque al existir testigos, desmerecería el argumento que voy a utilizar). Me explico: En una práctica sexual de dos personas ¿cómo acreditar que el sexo ha sido consensuado? ¿qué impide que después de ejercido el acto sexual, uno/una/une de los participantes no denuncie que no ha dado consentimiento expreso? Al respecto se me ocurren dos opciones para que la ecuación se cumpla y evitar riesgos: la instalación de cámaras que filmen el antes, el durante y el después…(aunque quizás protesten los de la industria del porno) o crear una nueva profesión laboral (Vigilante de prácticas sexuales consentidas),  que consista en la asistencia de un Graduado al encuentro que valide la existencia permanente del SI; sin embargo, no encuentro solución para mantener fría la mente del vigilante, ni la presencia de éste en las urgencias sexuales, y menos si coincide en sábados y festivos, fechas de descanso para los Graduados (de acuerdo con la normativa laboral).  Siempre queda la abstinencia o acordarse de la familia del legislador. y esto lo apoyan millones de votantes: ¡Qué nivel!

Esta web utiliza cookies.    Ver Política de cookies
Privacidad